Cesare Pavese

Diálogos con Leucó

Colección:
Título original:
Dialoghi con Leucò
Traductor:
Carlos Clavería Laguarda
Prólogo:
Carlos García Gual
ISBN:
978-84-949570-1-7
Páginas:
280
Formato:
135 × 205 mm

Sinopsis

Veintisiete diálogos breves pero cargados de tensión, seductores y también trágicos, en los que los dioses y los héroes de la Grecia clásica son invitados a tratar —Edipo con Tiresias, Calipso con Odiseo, Eros con Tánatos y Aquiles con Patroclo— la relación del hombre con la naturaleza, el carácter ineluctable del destino, la necesidad del dolor y la irrevocable condena que son la muerte y los recuerdos. Un «capricho serísimo», único, en el que el mito vuelve a proponerse como algo necesario, cuya poesía revela la esencia de grandes misterios y grandes crueldades.
Como recuerda Carlos García Gual en el prólogo a esta edición, Diálogos con Leucó era para Cesare Pavese una «carta de presentación ante la posteridad», una carta que el autor firmó en el ejemplar que dejó abandonado en la mesilla de la habitación del hotel donde se suicidó en 1950: «Perdono a todos y a todos pido perdón. ¿Vale? No chismorreen demasiado».

El autor

Cesare Pavese (1908-1950) nació en Santo Stefano Belbo, un pequeño pueblo del Piamonte. Además de traductor y editor, fue uno de los escritores más destacados de la historia de la literatura italiana. Su carácter introspectivo y solitario marcó toda su obra, muy ligada a los lugares donde creció y caracterizada por un delicado matiz intimista. A causa de su declarado antifascismo fue confinado durante tres años por el régimen de Mussolini en una pequeña población de Calabria, experiencia que lo marcó profundamente bajo el punto de vista humano y literario. Suyas son algunas de las obras más valiosas del siglo XX italiano. Entre ellas: El diablo en las colinas (1948), La luna y las fogatas (1950) o su magnífico diario publicado póstumamente, El oficio de vivir (1952). Se suicidó en Turín con 42 años.

Prensa

Diálogos con Leucó, de Cesare Pavese“, Zenda Libros, 19/04/2019
Entrevista a Carlos Clavería Laguarda, Heraldo, 19/04/2019

Novedades

Síguenos